NUEVA VIDA:LA BOLSA

Nueva vida: LA BOLSA

¿Qué hacer cuando el diagnóstico ha dado positivo y el paciente está aterrado por todo lo nuevo a lo que se va a enfrentar?

A finales de año asistí a un congreso de pacientes oncológicos. Lo que más me llamó la atención fue el miedo que sentían ante la nueva vida que iban a llevar como pacientes ostomizados y el rechazo de la sociedad que describían los pacientes que ya tenían el estoma.

En aquel pequeño foro describían muchas dificultades a las que se habían enfrentado, miedos que no les permitían hacer vida normal, e incluso describieron reacciones que parte de la sociedad había tenido hacia ellos. Se ayudaban entre ellos con sus testimonios. Unos relataban con cierta lejanía en ese primer enfrentamiento a la consulta con su estomaterapeuta. Consulta que es anterior a la propia operación y que hace, entre otras cosas, que el paciente empiece a tomar conciencia de su nuevo estado. Otros, sin embargo, habiendo pasado ya un tiempo con su estoma, relataban lo difícil que se les hacía la vida diaria. Aquel testimonio estaba lleno de miedos, de inseguridades, de no ver luz en una tristeza constante. No ser capaz de viajar porque eso significaría pasar una noche fuera de casa. Le suponía un contratiempo enorme por si pasaba algo, si se manchaba, si se notaba, si no tendría suficiente material para realizar los cambios, la higiene o ante un desprendimiento de la bolsa.

Ante esto, ¿qué pensar? ¿qué hacer? ¿qué palabras decir para iniciar un camino en el que esa persona comience a reforzar su autoestima?

Fueron cuatro horas llenas de aprendizaje. Vi con agrado y con confianza todo el trabajo multidisplicinar que hay alrededor de este tipo de paciente:

1. La enfermera estomaterapeuta realiza una incansable educación desde el principio para el manejo y cuidado de la ostomía. Aporta seguridad ante los miedos de la manipulación, curas y cuidados del estoma.
2. La psicooncóloga acompaña y dirige al paciente en sus miedos y en sus logros. Contribuye a que consiga metas que harán que su autoestima vaya creciendo día a día.
3. La AECC está muy pendiente de organizar talleres, charlas, grupos de apoyo para que el paciente se vea arropado y reforzado.

Obturador

¿Cómo apoyar este trabajo desde la farmacia?

La primera medida que creo importante señalar es implicar al cuidador, acompañante, pareja, madre o padre.
Los reforzaremos en:

1. Cuidado y manejo del estoma
2. Dieta a seguir
3. Ropa adecuada
4. Actividad sexual
5. Ejercicio y deportes
6. Viajes

Pasemos a ver punto por punto para hacernos una idea de todo lo que implica esta nueva situación.

1.- Cuidado y manejo del estoma.
Tanto en la higiene, como en la detección de complicaciones, tales como inflamaciones, sangrado, obturación, irritación dérmica de la zona aneja, debemos determinar si el paciente conoce cómo llevarla a cabo y cómo resolver sus complicaciones. Ante complicaciones mayores debe acudir a un centro sanitario. Poco a poco irá identificando materiales, tipo de bolsa necesaria en cada momento, accesorios como fajas o pastas para reforzar los discos, y productos para eliminar los restos del pegamento sobre la piel.

2.-Dieta a seguir.
Dependerá de la localización de la bolsa, adaptándola y evitando ciertos alimentos para no generar gases que puedan hacerle retroceder en la autoestima y en sus relaciones sociales.
En aspectos generales, se aconseja:
1. Comidas poco abundantes pero frecuentes, se recomiendan 6 al día.
2. Alimentos a la plancha, horno, salteados, hervidos o al vapor.
3. Se desaconsejan café y bebidas con gas.
4. Tomar los líquidos entre las comidas, de 30 a 60 minutos antes o después y no más de medio vaso. La ingesta diaria de líquido debe rondar los 1,5L.
5. Se recomienda consumir la comida templada.
6. Evitar alimentos crudos y eliminar salsas, guisos, rebozados y fritos.
7. Identificar alimentos como legumbres, coles, brócoli, espárragos, cebolla, calabacín o el ajo como flatulentos o generadores de malos olores; y el yogur, la mantequilla o el perejil como atenenuadores.
La introducción y adaptación de esta nueva dieta se hará de forma escalonada. El paciente irá observando la consistencia y cantidad de sus heces, así como las flatulencias, y esto le permitirá prever situaciones y adaptar las bolsas a su vida diaria, pudiendo llegar a usar obturador en momentos determinados, por ejemplo, un viaje. Así mismo, el cuidador tiene que conocer las características de la dieta. No sabemos quién va a la compra, quién cocina en casa. Todo debe formar parte de un trabajo común.

3.- Ropa adecuada.
No se precisa ropa adecuada, si bien es cierto que ante pantalones o faldas, evitaremos las cinturillas sobre el estoma.Existen fajas que disimularán la bolsa si se usa ropa ajustada, y obturadores si en momentos puntuales se prevé que se va a notar más de la cuenta y el paciente se va a sentir más incómodo.

4.- Actividad sexual.
Frecuentemente se detecta inquietud y hay que reforzar la seguridad en este aspecto también. Hay pautas para que este punto importante vuelva a la normalidad. Es cierto que después de la cirugía, se necesitará un tiempo para que la zona abdominal esté bien e incluso si se planea embarazo en el caso de la mujer.
A tener en consideración tres puntos:
1. Vaciar primero la bolsa.
2. Doblar la parte drenante o el pico y fijarlo con cinta o faja.
3. Usar bolsas más pequeñas.
El refuerzo de la pareja es importantísimo para mejorar la percepción del paciente acerca de su bolsa en la intimidad sexual.

5.- Ejercicio y deportes
Como en toda cirugía abdominal está recomendado no levantar objetos pesados durante 6-8 semanas posteriores a la intervención, ni cualquier otra actividad que suponga la contracción de los músculos de la pared abdominal. No son recomendables los deportes de contacto debido a las posibles lesiones sobre el estoma. Una vez pasado el tiempo en el que la pared abdominal esté más reforzada, es necesaria la realización de alguna actividad física, para evitar obesidad, mejorar la motilidad intestinal, evitando así el estreñimiento, y para reforzar su autoestima dado que se va a dar cuenta de que su vida es NORMAL.

6.- Viajes.
Si al paciente le gusta viajar, tenemos que hacerle ver que debe seguir haciéndolo. Una vez conocidos los cambios que la dieta, el ejercicio y/o episodios de diarrea o estreñimiento pueden producir en las heces, será muy fácil que el paciente detecte posibles complicaciones o no ante un menú o ante comida nueva si viajara al extranjero. Y el cuidador sabrá si puede pedirle una bebida o confeccionarle el menú si el paciente se ha excusado al baño.

Refuerza la confianza ponerse unas pautas a la hora de preparar un viaje:
1. Si viaja en avión, los repuestos de bolsas y elementos para la higiene irán en el equipaje de mano.
2. Es muy socorrido llevar un spray desodorizador.
3. Y siempre, siempre, siempre es clave importante la complicidad del cuidador.

En todos estos casos, el cuidador deberá estar al tanto de los procedimientos básicos, de las complicaciones o de los trucos de la ostomía, de esta manera, y ante cualquier situación en la que el paciente se vea superado, tendrá cerca un apoyo firme, que desde una posición de mayor seguridad, le ayudará a resolver la situación disminuyendo su nivel de ansiedad y su miedo. Pero esta acción debe ser de ayuda, no de dependencia, ya que perderíamos algo que no deseamos, perderíamos la autosuficiencia y disminuiría la seguridad.

La segunda medida que establecería es la formación conjunta de los profesionales en pro a realizar un trabajo común que haga que el paciente reciba siempre información en la misma dirección, con los mismos criterios y con la finalidad común de la resolución de situaciones. Desde aquí propongo la realización de una guía tanto de cuidados físicos como psicológicos y así efectuaremos un cuidado integral.

Son muy útiles las guías que enuncio en la bibliografía, pues servirán al profesional sanitario a introducirse en el mundo del estoma, a recordar conceptos y a detectar posibles trabas que al paciente le puedan suponer un paso atrás o a no avanzar y así podremos desarrollar elementos de consulta en la farmacia.

BREVE RESEÑA DEL CÁNCER COLORRECTAL

El cáncer colorrectal es el más diagnosticado en España llegando a suponer un 15% del total de nuevos diagnósticos de esta familia de enfermedades. En cuanto a mortalidad se sitúa en el segundo puesto en ambos sexos.

El principal factor de riesgo es la edad, siendo un porcentaje elevado (90%) de los casos individuos mayores de 50 años. Se añade a esto la predisposición genética, que hace que la persona sea considerada de alto riesgo. Cabe destacar que la mayoría de los casos se presentan en individuos sin ningún riesgo médico.

Otros factores no menos importantes son los modificables, y es aquí donde la población se merece una especial atención de los profesionales sanitarios.

Serían convenientes campañas de concienciación para hacer saber:

1. La importancia de la dieta rica en fibra, verduras y frutas.
2. La importancia del conocimiento de la composición de los alimentos. Estamos rodeados de alimentos ultraprocesados.
3. La importancia de los efectos nocivos del alcohol.
4. La importancia de la actividad física moderada. Ya somos sedentarios.
5. Los efectos nocivos a todos los niveles del tabaco.
6. Los riesgos del sobrepeso y la obesidad.
7. LA IMPORTANCIA DE LAS PRUEBAS DE CRIBADO, siendo recomendable que la población responda a las citas para el abordaje precoz.

Autoría de María José Páez Páez
TW, IG, FB @ajopaez
IG, FB @paezcosmetics @farmaciatrujillanos

BIBLIOGRAFÍA
www.aecc.es/sites/Default/diles/content-file/informe-incidencia-colon.pdf
www.portalfarma.com varias publicaciones en Revista Farmaceúticos
www.correofarmaceutico.com/politica-sanitaria/cataluna-y-murcia-reflejan-el-éxito-del-cribado-de-cancer-de-colon-en-boticas.html
Guías sobre ostomías:
https://www.nm.org/resources/patien-education-espanol-spanish/northwestern-medicine-patiens-guide-colostomy-esp-5-16.pdf
https://www.aegastro.es/sites/Default/files/recursos_enfermeria/29_PE_Cuidados_en_pacientes_ostomizados.pdf
Fotos vía www.micof.es www.coloplast.com www.ostomizadosargia.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *